Trastornos alimenticios y Covid. Cómo vivimos la dismorfia durante la cuarentena

Una de las posibles consecuencias del encierro es el regreso de algunas condiciones de salud mental. Este texto analiza la relación entre trastornos alimenticios y Covid-19 y algunas estrategias que podemos usar para evitar recaídas.

Este texto se trabajó como parte del primer taller de redacción de Malvestida.

Trastornos alimenticios y Covid
Foto. Rawpixel

Por: Sara Castañón

La cuarentena trajo consigo la obligación de estar con nuestros pensamientos, de enfrentar la soledad, la adicción al trabajo, la convivencia diaria con la familia y sobre todo, encontrarnos frente a frente con nuestras cuerpas.

Para quienes tenemos una larga historia de dismorfia corporal y trastornos alimenticios, se avecinó una ola gigantesca de terrores.

El miedo a recaer

El temor a recaer o empeorar su relación con la comida y su cuerpa se intensificó con la llegada de la pandemia. Y no eran temores infundados: sí parece haber una relación entre trastornos alimenticios y Covid.

Un primer estudio confirma que ha habido un aumento en las recaídas de aquellas personas con trastornos alimenticios. Las causas van desde estrés por la pandemia hasta ansiedad por la incertidumbre y cambios drásticos en las rutinas y horarios.

En una entrevista para PaperMag, la directora y cofundadora del centro de tratamientos para trastornos alimenticios Orri, Kerri Jones, dice que “Los desórdenes alimenticios crecen en el aislamiento. Cuando nos separamos de nuestros seres queridos y de nuestras rutinas diarias que nos ayudan a sentir seguridad y control en nuestra recuperación, ‘la voz’ del desorden puede sentirse ampliada.”

Platiqué con diversas mujeres sobre su experiencia en estos meses y la gran mayoría concuerda en que ya no encuentran suficientes distracciones para ignorar esa presión por ser de un tamaño específico o de cambiar alguna parte de ellas.

Han tenido más tiempo libre para juzgar qué y cuánto comen, llevándolas a saltarse comidas y tener constantes atracones.

Presión, memes y redes sociales

Nuestro uso diario de las redes sociales, por otro lado, ha incrementado y con ello también la cantidad de contenido que consumimos. 

El internet siempre ha sido un lugar terrorífico para las personas con trastornos y dismorfia. La constante presión por encasillar en un molde imposible es nuestro pan de cada día.

“Ahora hay una tendencia de comentarios, memes y recursos que únicamente se están concentrando en mensajes sobre el miedo por subir de peso”, menciona Claire Mysko, CEO de la Asociación Nacional de Trastornos Alimenticios en Estados Unidos, a la revista Insider.

Al inicio de la pandemia, las redes se inundaron de chistes sobre cómo subiríamos de peso, y entre broma y broma (como diría mi mamá) se fue asomando la gordofobia y aumentando la presión por mantenernos en una talla de ropa específica.

Instagram y recientemente Tik Tok son redes basadas en mostrar perfección, estilos de vida y cuerpas prácticamente inalcanzables. Las mujeres con las que platiqué coincidieron en que en algún punto las redes sociales fueron una fuente muy grande de inseguridad consigo mismas.

Ahora han limpiado sus feeds, dejando de seguir aquello que les afectaba mentalmente. Han optado por consumir cuentas que muestren cuerpas diversas, que hablen de la salud mental, del amor propio y del body positive.

Scared Animation GIF by Loreta - Find & Share on GIPHY

Consejos para navegar trastornos alimenticios y Covid

Encontrar maneras de liberarnos del peso que conlleva existir con dismorfia y problemas alimenticios es fundamental para poder sobrellevar los altos y los bajos. 

En el tema de trastornos alimenticios y Covid, estos son algunos puntos importantes que platiqué con varias mujeres que han encontrado maneras de sobrellevar estos días.

1.- Déjate sentir

Algunas entrevistadas me dijeron que lo que más les ha funcionado para intentar mantenerse en pie, es permitirse sentir. Enojo, frustración, tristeza, incluso esa falsa satisfacción. Negar tus sentires solo hará que lo que se acumule te carcoma desde adentro.

“Estar encerrada y no ver a mucha gente me ha permitido crear un espacio seguro donde me puedo decir que está bien comer tal cosa y si me siento mal no pasa nada, es válido”, me comentó una de ellas.

GIF by Ana Mouyis - Find & Share on GIPHY

2.- La comida no es un enemigo

Recuerda siempre: la comida no es un enemigo, las dietas y la prohibición no son un estilo de vida sostenible, no necesitas ganarte el derecho de alimentarte.

Estamos en constante cambio y ser gordas no es el infierno del que se nos ha querido convencer, porque sólo son distintos tipos de cuerpas.

“Creo que la mejor manera para mí, para estar bien conmigo, es recordarme que mi cuerpo y cómo me siento con él es algo solo mío, no debe importarme lo que digan o piensen los demás”, me comentó otra chica. 

Christmas Kiss GIF by Meph - Find & Share on GIPHY

3.- Actividad física

Otras mujeres han optado por conocerse a través de ejercicios que realmente les gustan y no con la finalidad de quemar calorías. Desde clases de baile, twerk y perreo, hasta yoga, etc.

Como me comentó una de mis entrevistadas: “La conexión con mi cuerpo la encontré esta cuarentena en hacer ejercicio para encontrar salud, y no con la intención de ‘ponerme buenísima para cuando todo acabe’. Me inscribí a clases de twerk y perreo donde aprendí a divertirme a través del cuerpo”.

Animation Dance GIF by xavieralopez - Find & Share on GIPHY

4.- Hablar

Todas las personas necesitamos hablar de lo que sentimos y de lo que vivimos. Es sorprendente la cantidad de cosas en las que coincidimos de persona a persona cuando se habla de nuestras luchas internas.

“Me ayuda muchísimo hablar sobre cómo me siento con mis amistades y saber que no soy la única que se siente así respecto a su cuerpo. Ya aprendí que la comida no es mala, que es normal que haya subido de peso durante la cuarentena”. 

Animation Love GIF - Find & Share on GIPHY

5.- Abrázalo todo: 

No es solo seguir adelante, amarnos y comer sanamente. Es aceptar que con esta lucha vivimos, pero que hay un camino lleno de amor al comunicarnos con nuestros amigues, familia y doctores. 

Esto me contó una chica de su proceso: “Para mí nada ha sido tan importante como aceptar que el momento perfecto para amarme es todos los días, que no existe un solo camino para la autoaceptación y que no tengo que cumplir un estándar físico o de estilo de vida para merecer ser feliz.”

Artist Universe GIF by Sua Agape - Find & Share on GIPHY

La reapropiación de nuestras cuerpas es un proceso difícil y agotador, pero no olvidemos que podemos hacerlo en compañía. 

Por mucho tiempo la dismorfia y los problemas alimenticios se han querido mantener como tabú, una vergüenza que sólo se mide en tu talla de jeans, un secreto con el que tienes que lidiar en soledad.

La realidad debe ser muy distinta. No podemos olvidar la importancia de crear redes seguras, donde hablar de nuestros sentires, de nuestras experiencias y de nuestras reflexiones. No sabemos cuántas personas a nuestro alrededor están viviendo lo mismo y lo qué significa estar acompañado.

La unión a través de nuestras distintas cuerpas es resistencia. La lucha contra el canon impuesto y la gordofobia es resistencia.