Adidas Ultra Boost
Adidas Ultra Boost

Cómo elegir unos buenos tenis para correr (ya seas principiante o avanzada)

Araiz Arriola, entrenadora certificada e integrante de adidas Runners en Ciudad de México, nos da unos consejos de experta sobre qué tenis usar para correr y cómo elegirlos.

Compartir

Quieres un par de tenis nuevos para correr, entras a la tienda y pasas de la emoción a la confusión al ver tantas opciones, colores y tecnologías. No te preocupes, vamos a acompañarte para que disfrutes la búsqueda y aproveches al máximo tu inversión.

Este texto es parte de una serie de contenidos que hemos hecho junto con adidas para animar a más personas a agarrar los tenis y comenzar a correr. Si eres principiante, échale un ojito a esta nota de cómo empezar a correr y, para que inicies con todo, también te decimos qué accesorios necesitas para gozar tus primeros trotes.

Primero, lo que hace a un par de tenis mejor que otro es que se adapte a tus necesidades específicas. Para elegir un par de zapatos, además de que obviamente te gusten, necesitas considerar las siguientes características:

1. Tipo de pisada 

En la industria del calzado deportivo, la pisada se clasifica de acuerdo a la zona del pie sobre la que apoyas más el peso cada que aterrizas mientras corres. Para definir la tuya, puedes acudir a pruebas gratuitas en tiendas especializadas o simplemente mojar la planta de tu pie y pisar sobre una hoja de papel para analizar tu huella. 

Los tipos de pisada son:

  • Pronadora

Quien prona, apoya mayormente con la cara interna del pie. Casi todas las personas entramos en esta categoría, por lo que encontrarás muchas opciones de tenis para pronadores. 

Algunas veces, los pronadores no tienen un arco muy pronunciado e incluso llegan a tener pie plano. Los tenis para pronador tienen un puente interno que dirige tu pisada hacia afuera, para distribuir las cargas en toda la planta del pie.

  • Neutra

En este caso, tienes un arco medio y pisas de manera uniforme con toda la planta del pie, por lo que tus tenis no requieren ninguna corrección. Consejito: Es importante saber que puedes llegar a neutralizar tu pisada si fortaleces puntos clave de tu cuerpo, especialmente cadera, glúteos y core.

  • Supinadora 

En este caso, tienes un arco más alto que el promedio, por lo que al correr aterrizas con la orilla externa del pie. Los tenis para supinador redirigen tu pisada al centro, previniendo así lesiones. 

Este tipo de pisada es el menos frecuente, por lo que encontrarás menos modelos de calzado disponibles, pero siempre existe la opción de comprar un par de tenis neutros e insertarles una plantilla para pronación.

2. Terreno en el que vas a correr 

Este es el segundo aspecto que debes tener en cuenta al elegir tus tenis. ¿Vas a correr sobre pasto, tierra, grava, pavimento…? Es importante tener en mente esto porque la construcción del calzado varía para adaptarse al terreno en el que correrás. 

  • Para correr en ciudad 

Busca unos tenis cuya suela tenga excelente tracción, para que ningún charco o tapa de coladera te haga resbalar, además asegúrate de que tengan suficiente amortiguación (más abajito hablaremos más a detalle de este tema), pues el pavimento es el terreno que más impacto transfiere a tu cuerpo.

  • Para correr en montaña 

Al correr en tierra, el impacto se reduce muchísimo, por lo que los tenis de montaña son mucho menos amortiguados, pero tienen protección rígida en zonas como talón y punta, pues hay más chance de que termines pateando una piedra o un tronco sin darte cuenta y quieres que tus deditos estén cien por ciento protegidos. 

Las suelas tienen también mucho más agarre y tracción para que te sientas cómoda y segura aún en el lodo o sobre piedras y terrenos muy técnicos. Lo fundamental con estos tenis es poder ir saltando por el cerro sin acordarte de que los traes puestos, pero con toda la seguridad y protección. 

  • Para carreras o velocidad 

Actualmente existen modelos muy ligeros y tecnológicos, con placa de carbono en la suela, que te ayudarán a darlo todo en los días que quieres llegar a tope de tu velocidad, como en las carreras o entrenamientos intensos. 

Para mi, son como la zapatilla de cristal, no los saco para cualquier trote suave, solo para los días de darlo todo. Considera comprarlos solo si ya tienes unos tenis de batalla con los que trotar a diario y si ya llevas entrenando un tiempo. 

3. Nivel de amortiguación 

La amortiguación nos va a ayudar a correr con comodidad especialmente en terrenos duros. 

Las personas que ya llevan entrando un tiempo generalmente son más veloces y ligeras al correr, es decir, tienen poco tiempo de contacto con el piso a cada pisada y están bien con tenis ligeros y con poca amortiguación. 

Al contrario, cuando recién comienzas a correr y no tienes tanta velocidad, el tiempo de contacto con el piso es mayor y  por eso es necesario unos tenis para correr con mayor amortiguación para reducir el impacto. 

Otro consejo: para tus primeros trotes te sugiero unos tenis más estructurados para estabilizar tu pie y protegerte de lesiones. 

¿Y si solo quiero unos tenis para correr hermosos y versátiles? 

Entonces tienes que probar los Ultraboost 22, que fueron creados por y para mujeres usando retroalimentación de integrantes de la comunidad adidas Runners y datos de 1,2 millones de pies femeninos.

Los pies femeninos tienen características y necesidades específicas que por años no fueron cubiertas. Alice Alfaroli, diseñadora senior de colores y materiales de running de adidas, nos contó que, entre las diferencias anatómicas y biomecánicas que tenemos las mujeres, está una cadera más ancha, que forma un ángulo mayor de cadera a rodilla, por eso modificaron la suela para evitar la sobrepronación, que en nosotras tiene un origen distinto.

Además, a los UB22 les agregaron un talón más estrecho, empeine más bajo, y un estabilizador de talón para que el tendón de aquiles se mueva libremente. La suela te permite aterrizar suavemente y despegar cada pisada con 4% más retorno de energía que el modelo anterior. 

El forro interno, la lengüeta y las agujetas son cómodos, suaves y ajustados, se sienten como un calcetín que evita ampollas o que tu pie baile dentro del zapato. El empeine de tejido Primeknit+ abraza tu pie sin apretarlo, dando un mayor ajuste 360. Además, está construida con 50% de hilos de plástico reciclado Parley. Un par cómodo, bonito y muy durable que sentirás hecho a la medida.

Lo más importante es que decidas ya cumplir esa meta de correr que por tanto tiempo te ha rondado. Y que para ello elijas unos tenis para correr en los que te sientas cómoda y superpoderosa. 

Compartir