Por qué tener un huerto urbano mejorará tu vida… y al planeta

En el Día de la Tierra, quisimos pensar en acciones que tienen impacto a diferentes niveles. Por eso platicamos con una experta para saber sus mejores consejos para iniciar un huerto urbano.

huerto urbano
Ilustración. Marisol Rivera

¿Dónde compras tus frutas, verduras y hierbas? Hay muchas opciones, desde ir a un supermercado, hasta a un mercado o incluso apoyar a proyectos que venden directamente los productos de agricultores locales, sin intermediarios.

Todas estas modalidades tienen sus ventajas y desventajas, pero quizá el principal punto negativo es que olvidamos de dónde viene lo que comemos, perdemos conexión con las temporadas, los vegetales de la región y el trabajo que hay detrás de nuestras ensaladas.

Así pasa con muchas cosas. Sabemos que estamos en una crisis climática, pero la basura deja de ser nuestro problema cuando pasan por ella, el agua sigue saliendo de nuestras tuberías y los microplásticos en nuestra ropa o cosméticos son invisibles. 

Por eso es importante que conectemos nuestras acciones con sus resultados, y que nos involucremos en generar soluciones que empiecen en casa pero tengan grandes impactos.

Ventajas de tener un huerto urbano

Tener un huerto urbano nos ayuda a volver a conectar con nuestro planeta y a comprender exactamente cuáles son los ciclos de los que dependemos para vivir. 

La Agencia de la ONU para Refugiados (ACNUR) dice en su blog que otra gran ventaja de estos huertos es que nos alejamos de las prácticas de consumo masivo y convencional, lo que genera alimentos más sanos y menos impacto en la tierra. También podemos empezar a consumir más vegetales y disminuir nuestra dependencia en la carne. 

Además, si hacemos un huerto comunitario, podemos crear lazos con quienes viven a nuestro alrededor, donar un poco de nuestra cosecha y también usarlo como un momento de aprendizaje para menores.

Consejos para crear tu huerto urbano

Platicamos con Irma Ochoa, mejor conocida como Majahuita. Desde su proyecto El Huerto Palo Verde, ella busca impulsar a más personas a sembrar huertos en casa. La ilustradora Marisol Rivera nos ayudó a crear bellas imágenes para los tips que nos dio.

Decide qué plantar 

Aquí no solo entran tus gustos, sino información acerca de las hierbas y vegetales que se dan en el área en la que vives, así como las épocas en las que crecen.

Ten en cuenta el riego

No riegues a la hora de más sol, sino al atardecer, para que no se evapore el agua y la infiltración en la tierra sea mejor.

No olvides el abono y fertilizante

La idea es que tu suelo sea súper rico en nutrientes, así que Majahuita nos recomienda agregar fertilizante 4 veces al mes y composta 2 veces al mes. La composta la puedes preparar usando tus residuos orgánicos, incluyendo cáscaras de huevo (aunque estas últimas debes lavarlas bien antes de usarlas).

Evita las plagas

Sí, no todo es felicidad, también vas a tener plagas. Majahuita nos recuerda que, aunque la tierra debe estar bien húmeda, no debes dejar charcos, porque el exceso de humedad trae hongos y enfermedades. En temporada de lluvia, agrega fungicida.

consejos para huerto urbano

Luz y ubicación 

La mayoría de los cultivos necesitan que les dé el sol de forma directa al menos unas 6 horas al día, pero algunas hojas (como los diferentes tipos de lechugas), solo necesitan unas 4 horas o un espacio iluminado, aunque no llegue el sol directamente. Ten en cuenta esto cuando decidas dónde ubicar tu huerto.

Sana distancia

A las plantas les gusta tener su espacio para crecer felices. Ten en cuenta el tamaño final de cada cultivo y que sus raíces crecerán con el tiempo. También debes conocer su crecen hacia arriba o hacia los lados para decidir cómo plantar.

cómo hacer un huerto urbano

Ojalá que te animes aunque sea a plantar algunas hierbas de olor para que veas lo mágico que es ver crecer tus propias plantitas y cocinar con ingredientes que tú ayudaste a crecer.