¡Dales amor! Así debes cuidar y limpiar tus juguetes sexuales

Te contamos paso a paso lo que debes (y no debes) hacer para limpiar y cuidar tus juguetes sexuales. Así de darán amor sin riesgos por muuucho tiempo.

limpieza para juguetes sexuales

Ya sabes que en Malvestida somos fans de los juguetes sexuales. Sola, en pareja, clásicos o innovadores, nos encantan. Pero como en la vida adulta nada es fácil, para disfrutarlos al máximo tenemos que tener ciertos cuidados.

No solo se trata de usarlos y después dejarlos en un rincón, pues podrías no solo echarlo a perder sino hasta contraer una infección.

Por eso te contamos paso a paso lo que debes (y no debes) hacer con tu juguete sexual después y antes de usarlo. 

Conoce tu juguete

Es importante que sepas qué tipo de juguete es, si lleva pilas o si puede usarse en el agua. Además, algo fundamental a la hora de comprarlo es investigar si es un juguete poroso o no poroso. 

Los no porosos son los que pueden usarse o compartirse sin preocupación alguna, pues las bacterias, hongos y virus tienen nulas probabilidades de penetrar a la superficie. Te recomendamos que busques siempre que tus juguetes sean de silicón de grado médico o hipoalergénico.

The Future Tech GIF - Find & Share on GIPHY

Por el contrario, los porosos tienden a ser más comunes a adherir residuos que son poco amigables con el cuerpo humano y pueden generar infecciones, ETS o, yéndonos a situaciones más extremistas pero reales: terminar en emergencias.

Algunos materiales no recomendados son: cyberskin, plástico duro, nailon, neopreno y caucho de silicona (ojo, no es lo mismo que el silicón). 

Puedes investigar de qué está hecho el juguete en la caja, manual de uso o hasta en las páginas de internet. Por eso siempre es mejor hacer tus compras en tiendas físicas o en línea en las que confíes.

Si no existe información que te asegure que sea un material confiable, huye y cuéntaselo a quien más confianza le tengas. Y recuerda que si no sabes bien cómo comprar tu primer juguete sexual, tenemos buenos consejos para ti.

Tips para limpiar tus juguetes sexuales

Para mantener limpios nuestros juguetes no basta con una limpieza superficial. Es más complejo y requiere de todo nuestro cuidado y amor, casi como las plantitas o nuestras mascotas.

Una de nuestras recomendaciones más importantes es que nunca dejes de limpiarlo, aunque no lo compartas y solo lo uses tú. No está de más desinfectarlo antes y después de usarlo (aunque lo acabes de sacar de la caja), así te aseguras de no tener ningún problema.

Vibrator GIF - Find & Share on GIPHY

Obviamente no es recomendable sumergir en el agua aquellos juguetes que son de baterías o que están hechos para este tipo de uso pues existe la muy grande posibilidad de que se eche a perder.

Incluso, un tip para los juguetes que necesitan pilas es que no las tengan puestas cuando no los estás usando, pues la batería se puede desgastar y puede perder ritmo y velocidad.

Algo fundamental es leer las instrucciones, pero un consejo básico es usar un jabón neutro y libre de fragancias. Por nada del mundo uses gel antibacterial: su fórmula hace que se queden algunos residuos.

También puedes recurrir a limpiadores especiales para juguetes sexuales, que pueden venir en distintas presentaciones. El más fácil de usar es en spray, puedes adquirirlo aquí.

Dejarlos secar naturalmente es un must, porque si intentas secarlos con una toalla, trapo o papel, pueden quedar fibras y quedarse ahí pegadas. Es importante que el juguete esté completamente seco antes de guardarlo.

Tampoco es bueno si solo lo guardas en un cajón arrumbado. Procura guardarlos en una bolsa o pañuelo que sea específicamente para eso. Afortunadamente, muchos juguetes cuentan con su propio empaque o bolsita.

Smile Makers Collection GIF - Find & Share on GIPHY

¿Uso personal o en pareja?

El uso que les damos también tiene un peso muy importante, pues debemos saber que no todos los juguetes sexuales son para todas las zonas y que, si hacemos usos múltiples de ellos debemos aumentar los cuidados.

Por ejemplo, si usas un consolador vía anal y después vía vaginal, existe el riesgo de transmitir bacterias y crearte una infección.

El uso de los lubricantes también es importante: los de silicona o aceite dañan el material, haciéndolo poroso. Como recordarás, eso no es nada bueno para evitar bacterias. Mejor opta por los que son a base de agua.

Si vas a compartirlo, te recomendamos que les coloques un condón, pues a la hora de lavarlos existe la posibilidad de que los fluidos que no sean los tuyos se queden adheridos al juguete. Todo para prevenir cualquier ETS.

Tener un juguete sexual puede requerir muchos cuidados pero sabemos que al final vale la pena. Enjoy!

R&B Love GIF - Find & Share on GIPHY