Cartones feministas en redes sociales, para seguirlas como mantras y reír

cartones feministas

Foto. Feminista ilustrada

Para quien piense que el feminismo es solo protestas con pancartas, quema de brasieres, gritos en contra de los hombres y quejas infinitas sobre el falocentrismo y el heteropatriarcado, debemos decirle que el feminismo es amor, igualdad y también un tema muy divertido.

De ahí que la popularidad de los cartones feministas sea cada vez mayor y haya cuentas enteras en Facebook, Twitter e Instagram dedicadas a mostrar este arte. Todas ellas se han dedicado a hacernos reír un poco del machismo, del feminismo malentendido, de la intolerancia y de otras cosas bellas que vemos día a día en la vida real y en la que transcurre en la web.

En Malvestida nos pusimos a rastrear a esas ilustradoras feministas que hacen unos cartones increíbles. Sigue a las que más risa te den.

Feminista ilustrada

Esta cuenta surgió a raíz de una conversación sobre manspreading entre dos chicas españolas. En una entrevista con S Moda, María Murnau contó que, al cursar su máster en Estudios de Género, decidió compartir lo aprendido con otras personas. Su amiga Helen Sotillo le dijo que sería mejor si lo contara con imágenes y juntas hicieron esta maravilla.

“Nuestra primera viñeta se viralizó muchísimo. Vinieron tantos trolls y a su vez tantas feministas a defendernos que se hizo muy grande, y solo teníamos una, así que tuvimos que ponernos las pilas”. Ahora, tras dos años de llevar esta exitosa cuenta, lanzaron su primer libro, ‘Feminista ilustrada’, una guía para principiantes que aún ponen en duda la necesidad de este movimiento por la equidad de género.

#topless #playa #summer #verano #feministailustrada #feminismo

A post shared by Feminista Ilustrada (@feministailustrada) on

Moderna de pueblo

Esta idea nació de un blog creado por Raquel Córcoles en 2010 y gracias a él ganó la beca Connecta’t al còmic, que le permitió publicar su primer libro, ‘Soy de Pueblo’, que hizo con la ayuda de la diseñadora gráfica Marta Rabadán. Ahora tiene otros más como su cómic ‘Los capullos no regalan flores’ y después ‘Cooltureta: la novela gráfica’ que hizo junto a Carlos Carrero.

Su humor es ácido y buscar reflejar situaciones cotidianas de la vida de las mujeres, a la par de denunciar lo que está mal en este mundo.

Si es que las víctimas son ellos, que les vamos provocando y nos lo estamos buscando. Y si eres valiente y lo denuncias (a pesar de saber de antemano que serás señalada, insultada y avergonzada por todos), la justicia se esforzará por exculpar a tu agresor. ¡Bravo por la justicia! O mejor dicho: ¡RABOOO! ????????????????????????????????????????????????

A post shared by ModernaDePueblo (@modernadepueblo) on

Para Imperfectas

Las ilustraciones de Moderna de Pueblo han llegado a otro hogar, pero aquí van acompañadas de textos de Lucía Taboada. La idea de esta cuenta es mostrar las “imperfecciones” femeninas: que si la celulitis, que si esos kilitos de más, que si la piel seca, que si las ojeras, que si el pelo está feo…

Bueno, mostrarlas, pero con humor para que el mensaje de que estamos exagerando sea tan claro que nos dé risa. El mensaje detrás va encaminado a cuidarnos por dentro y por fuera, a dejar los complejos y querer un montón nuestro cuerpo, tan perfecto o imperfecto como sea.

Injusticias de la vida #ParaImperfectas

A post shared by @paraimperfectas on

Jot it Down

Es el proyecto de ilustración de Ana Karenina, originaria de Ensenada, Baja California. Ella misma se describe como una artista que no hace solo cartones sobre feminismo, sino que también toca temas sociales que afectan a las mujeres, como la opresión y la representación de personalidades marginadas; habla del sexo y el cuerpo, desde un enfoque desvergonzado y también es fanática de la cultura pop.

Ana Karenina explica que le da prioridad a las ideas y al mensaje, por eso se llama así: jot it down, que en español significa algo así como “apúntalo”. Hace viñetas para el sitio Vice.

Otra más para #EmbraceYourSelfie con @cronopio_azul

A post shared by Jot it down (@jotitdown_mx) on

Lola Vendetta

Este es el alter ego de Raquel Riba Rossy, una joven ilustradora hija de los 90’s residente en Barcelona. Su personaje nació en 2014 bajo la necesidad de expresar lo que la autora sentía hacia esas cosas de la sociedad y de algunos individuos que le tocaban los ovarios.

Su humor es ácido y presenta cartones con problemas en el trabajo, con temas de familia, pareja, amigos, la menstruación, la frustración femenina y muchas, muchas vaginas. La autora suele hacer viñetas con temas que le proponen sus lectoras, lo que hace que su cuenta cobre más vida.

Su personaje Lola es una mujer sin tapujos, “tendrá tal vez pelos en las piernas y en las axilas, pero ni uno solo en la lengua”, dice su autora.

¿Cómo más se le llama a las "tetas"?

A post shared by Lola Vendetta (@lola.vendetta) on

Rocío Salazar

Su personaje favorito es una mujer con las piernas peludas. Su humor es irreverente e ingenioso, ama burlarse de los dramas femeninos como el exceso de peso, la crisis de la edad, los bad hair days y esas maravillosas cosas que muchas mujeres entenderán.

Posted by Rocío Salazar – Ilustración on Tuesday, October 28, 2014

 

Alejandra Lunik

Es argentina y colabora en el diario La Nación. Le gusta hacer mofa de las princesas inocentes e indefensas, de las injusticias sociales, de la política, de las relaciones amorosas y de femidramas.

#princesa #princesaenlatorre #alejandralunik

A post shared by Alejandra Lunik (@alejandralunik) on

Sara Fratini

Nació en Puerto Ordaz, Venezuela, pero estudió en España y Francia, ahora vive en Italia. Tanto cruce de culturas la ha llevado a conocer muy bien a las mujeres en diferentes culturas y sociedades.

Tiene publicados tres libros: ‘La Buena Vida’ (2015), ‘Una Tal Martina’ (2016) y el fanzine “Caras”. Ella es un poco más dulce en sus mensajes feministas y los acompaña de un humor sutil.

Martina and her Cactus. I live you because you don't ask for much! #sarafratini #illustration #ilustracion #cactus #love #plant #planta #amor #UnaTalMartina #Martina #drawing #dibujo

A post shared by Sara Fratini (@sara_fratini) on

Tal vez quieras leer…

De las explícitas a las abstractas: cuentas de ilustración erótica para seguir en Instagram (NSFW)