Primero Nike y ahora Fenty: ¿llegó la revolución de los maniquíes de talla grande?

maniquies
Foto. Janko Ferlič

La apariencia de un maniquí rara vez es noticia, sin embargo en los últimos meses se ha colado en las primeras planas, recientemente gracias a Rihanna, quien al presentar su nueva línea de moda, FENTY, en Nueva York, sorprendió al usar maniquíes con diversidad de tallas, algo que no suele verse en las marcas del grupo LVMH, con quien RiRi se asoció en esta nueva aventura empresarial.

Moda en todas las tallas

La diversidad es uno de los pilares de los múltiples negocios de la cantante originaria de Barbados. Primero fueron las bases de maquillaje con 40 tonos, luego la lencería para todo tipo de cuerpos o la inclusión de modelos embarazadas o mayores de 60 años en sus pasarelas.

Entrega tras entrega, su firma ha mostrado gran interés por representar y dar opciones a distintos tipos de cuerpos, los cuales hasta hace muy poco eran vistos únicamente en tiendas exclusivamente plus size.

A mayor representación, mayor controversia

Otro ejemplo de la reciente inclusión de maniquíes de talla grande es el de Nike, que presentó un modelo en una de sus tiendas en Londres, porque sí, aunque parezca increíble para algunas personas, quienes no tienen vientre plano o no son delgadas también pueden disfrutar ejercitarse.

Aunque el maniquí de Nike causó furor y una oleada de respuestas positivas, la polémica no se hizo esperar.

Foto. Nike

Controversia interminable

Curiosamente, una de las críticas más duras y mediáticas vino de una mujer.

La periodista Tanya Gold escribió en el artículo “Los maniquíes obesos están vendiendo a las mujeres una peligrosa mentira” que era imposible que una mujer plus size estuviera sana, y aseguraba que, “la batalla contra la obesidad está perdida o ha dejado de existir por estar de moda”.

Ganar espacios

A pesar de las críticas de quienes piensan que la cultura body positive está diseñada para fomentar la obesidad, la diversidad ha ido colándose poco a poco en la publicidad.

Hasta hace apenas unos años no habríamos imaginado ver modelos presumiendo los normalísimos detalles físicos que muchas tenemos, como celulitis, lonjas, estrías o vello. Sin embargo, cada vez más marcas apuestan por reflejar una visión más real y menos estereotipada de la belleza y la moda.

La importancia de ver cuerpos diversos

Leer en las redes sociales algunos de los comentarios sobre los maniquíes de talla grande de FENTY es entender por qué la representación es tan importante. «Esta es la primera vez que veo un maniquí con cadera ancha y barriga. Esta es la primera vez que veo un maniquí que tiene un tipo de cuerpo similar al mío y me está haciendo sentir cosas», escribió una usuaria.

«El hecho de que esté viendo un maniquí que realmente se parece a mí es asombroso. Al crecer siempre pensé que mi cuerpo estaba mal porque nunca vi un ejemplo que se pareciera a mí», escribió otra chica.

La representación importa porque nos permite desmitificar ideas preconcebidas sobre cómo se ve un cuerpo atractivo o saludable, además de que abre la puerta a que todas las personas puedan expresar su identidad y estilo sin temor a ser señaladas.

Así que por eso, y muchas cosas más, ¡gracias y larga vida a la reina RiRi!