10 mujeres revelan las peores frases “para ligar” que les han aplicado

malas frases para ligar

Foto. Brooke Cagle

Al fin es viernes por la noche. La semana pesada en el trabajo ya terminó (o al menos se ha dado un receso) y lo único que quieres es pasar un buen rato con amigas, quizá bailando y bebiendo un poco. Pero entonces, te intercepta él: un hombre heterosexual, macho alfa promedio, entre los 25 y 35 años (o, en algunos casos, incluso pasando ya los cuarenta).

Todo marcha bien hasta que el sujeto abre la boca y, sin que siquiera lo consideres, descarta cualquier oportunidad contigo gracias a alguna frase prefabricada que se atrevió a decirte al oído para que lo escucharas aun con la música tan alta. Seguramente sabes de qué estamos hablando, de esas frases cliché que lejos de alagarte o cautivarte te hacen sentir un escalofrío por todo el cuerpo.

Le preguntamos a algunas de nuestras lectoras cuáles han sido las peores frases para ligar que han usado con ellas, y éstas son las 10 que más eyerolls te provocarán 🙄

“Me dejaste eléctrico”.
Luz

“Nunca había visto a una Barbie en persona”.
Constanza

“Qué bonitas piernas, ¿a qué hora abren?”.
Sofía

“El amor a primera vista existe. ¿O quieres que vuelva a pasar?”.
Marifer

“Güerita, estás tan blanca que encandilas”.
Laila

“Saliendo voy al centro. Pero de tu corazón”.
Yessica

“¿En nuestra boda tampoco vas a bailar?”
Fernanda

“Vamos a bailar: tú conmigo y mi amigo con tu amiga. O yo con tu amiga y tú con mi amigo”.
Ana

“¿Has bebido demasiado? ¿Eso significa que me puedo propasar? Jejejé”.
Martha

“Hola, soy Superman. Acompáñame a que te presente a la Liga de la Justicia”.
Mayte

Sólo nos queda recomendar un par de consejos (que deberían ser de sentido común) para quienes estén pensando en cuál es el mejor approach al momento de querer conocer a alguien.

– No uses frases cliché. Adiós al “¿Tan bonita y sin novio?”, “¿Crees en el amor a primera vista?”, “¿Te dolió cuando caíste del cielo?” y todas esas frases gastadas que cualquier mujer está harta de oír. Sólo acércate y sé sincero.

– Si te dice que tiene novio o que no quiere platicar contigo, déjala tranquila. No insistas, por favor. No se está “haciendo la difícil”. Sólo no le interesas.

– Si te dice que va al baño o con sus amigxs, déjala tranquila. Quizá no encuentra una manera educada de decirte que quiere su espacio y ya no quiere seguir conversando ni bailando contigo.

– Sólo déjala tranquila. Por favor, no la acoses con miradas distantes. No te adhieras cuerpo a cuerpo con ella al bailar si ella no te da pie. Y si notas que estás incomodándola intentando ligártela, por favor, deja de hacerlo y sólo #DéjalaTranquila.