¿Qué tan buena idea es volver con tu ex?

volver con tu ex

Foto. Sabina Ciesielska

“Volví con mi ex” es la cantaleta que muchxs hemos tenido que escuchar por parte de seres queridos; ¿por qué regresar con alguien con quien ya se decidió terminar una relación? ¿Por qué volver al mismo punto del que se deseaba huir? ¿Por qué seguir encerrado en un círculo vicioso donde se prevé que nada bueno hay en él? Las respuestas son tan diversas como relaciones amorosas hay en el mundo.

El regresar con esa persona con quien se terminó una relación es súper común, sobre todo cuando se es joven. De hecho, se estima que el 44% de las personas de entre 17 y 24 años se han reconciliado y vuelto a empezar con un ex, según un estudio reciente de Bowling Green State University y la Universidad de Wisconsin en Milwaukee.

“Según el famoso investigador de parejas, el Dr. John Gottman, el 69% de los conflictos de pareja se trata de problemas permanentes, y TODAS las parejas los tienen”, dijo al sitio Bustle Pella Weisman, terapeuta matrimonial y familiar. Agrega que “es inevitable que haya problemas constantes en cualquier relación, y esto está bien (aunque no es fácil), siempre y cuando sean cosas con las que puedas vivir. Si los problemas son intratables, mejor ser honestos sobre esto. Incluso mejor, obtén una perspectiva exterior de alguien en quien confías”.

La ciencia lo comprueba

En muchas ocasiones resulta tentador volver con tu ex, hay diversas razones: porque ya ha pasado tiempo y se olvidaron los problemas, porque la química sigue ahí, porque es un lugar donde alguna vez se estuvo seguro y feliz (agrega aquí la tuya____)…

Un estudio de la Universidad de Kansas ha dejado ver que —a la larga— este tipo de relaciones cíclicas tienen más probabilidades de convertirse en matrimonios o relaciones infelices y llenos de problemas.

Los investigadores encontraron que las personas que nunca dejaron de ser solteras eran quienes más optaban por regresar con sus exparejas en comparación con aquellos que estuvieron casados y se divorciaron. Al final del estudio concluyeron que el retomar una relación pasada era una mala idea.

Amber Vennum, autora del estudio, explica que las personas que se encuentran en una relación de este tipo son más propensas a tener una baja autoestima, ademas de que no existe confianza ni comunicación, ya que siempre están pensando en la incertidumbre del futuro. “La confianza sobre el futuro de la pareja disminuye cuando existen antecedentes de ruptura y el patrón se hace eterno: desconfianza, problemas, ruptura, regreso, desconfianza por ruptura previa, ruptura, etc…”.

¿El pasado ya pasó?

A pesar de todo, en muchas ocasiones, el regresar con tu ex no es tan malo como dicen por ahí; las personas que han regresado con una antigua pareja y les ha resultado una experiencia positiva es porque han podido identificar los conflictos de su relación pasada y logran clarificarlos.

El experto en sexo y relaciones, Ravid Yosef, explicó a Bustle la importancia de la aceptación al decidir regresar con un ex: La única razón por la que deberías volver a estar con un ex es porque estás dispuesto a aceptarlo exactamente como es, sin importar las circunstancias, es la única forma en que puedes hacerlo cuando lo que estuvo mal en primer lugar vuelve a asomarse”.

En la decisión de regresar con un amor pasado también influye el poder ser honesto con uno mismo. ¿Qué es lo que quieres? ¿Por qué lo quieres? ¿Esta vez será diferente en verdad? Además, debes permanecer muy abierto para poder aceptar de nuevo a tu ex pareja. Después de un tiempo, el cambio es inevitable, todos lo hacen aunque sea un poco, tanto para bien o para mal, eso implica que tienes que conocer de nuevo esa parte de tu ex, así como él/ella debe de conocer la tuya.

Según Yosef, al regresar con una pareja del pasado se debe estar consciente de que se volverá con esa persona que se tiene enfrente, no con la promesa que esta hace de presentar una versión mejorada ni con la esperanza tuya de que todo será mejor porque tu ex o tú cambiarán.

¿Por qué las parejas que rompen vuelve a estar juntas?

Después un tiempo de separación, algunas parejas deciden volver a estar juntas. Al tomar una segunda oportunidad, si la pareja enfrenta verdaderamente las razones detrás de su ruptura previa, un final feliz es posible, arrojan los estudios anteriores. En ocasiones, la separación sucede por querer solucionar y terminar con aquellos problemas que surgen y no se encuentra solución, sin embargo, al pasar los días, algunas parejas se dan cuenta de que el separase no era la mejor opción.

Parship, una agencia online para la búsqueda de pareja, realizó un estudio en donde a las  personas se les preguntó los motivos que les habían llevado a volver con un ex. ¿Ansias de conservar el amor? ¿Almas gemelas que supieron arreglar los conflictos que les distanciaban? ¿Un triunfo incontestable del amor?

Los resultados —no tan románticos— demostraron que el 70% de las mujeres encuestadas admitieron que habían dado una segunda oportunidad a un ex “aun sabiendo que dicha relación no les convenía en absoluto”. Del otro lado, el 71% de los hombres (por el 52% de las mujeres) habían “retomado una relación, no por amor o cariño, sino simplemente por el hecho de no sentirse solos”.

Éxito en la segunda ronda

Muchos aseguran que las segundas partes nunca son buenas. Sin embargo, cuando parece que todo está perdido, algunas parejas que han roto se sienten tentadas a intentarlo una vez más. Cuando ambos están dispuestos a reunirse, necesitan revaluar lo que desean y estar dispuestos a luchar por la relación.

Pero, ¿se puede realmente hacer que las cosas vuelvan a funcionar o será cierto que cuando una relación termina es porque no hay nada más que hacer o cambiar? Según los sicólogos de pareja –a pesar de que cada caso es diferente– explican que sí es posible retomar una relación que tenga altas probabilidad de éxito.

Para que esto suceda, los especialistas explican que la pareja que decide volver tiene que estar muy consiente de que el proceso de reconciliación lleva un cambio muy prolongado que definitivamente requiere esfuerzo y compromiso. Las segundas oportunidades sí pueden funcionar, incluso hay ocasiones que han sido mejores que las primeras, todo requiere de madurez emocional y reflexión para recomenzar.

Ahora ya lo sabes, coquetear con tu ex por Facebook o volver a acostarte con él/ella para intentar revivir la relación, puede ser divertido, pero no siempre el buen augurio de un regreso feliz a la relación que dejaron. Repetir las parejas es un arma de dos filos, pero para todo existe una excepción.

Cuéntanos, ¿alguna vez has regresado con un exnovix? ¿Funcionó la segunda parte?

También te puede interesar…

Así es como 8 personas superaron a sus exes… Y así puedes hacerlo tú